Páginas vistas en total

miércoles, 3 de diciembre de 2014

DIVERSIDAD DE SEMILLAS EN NORUEGA

Cuando vamos al supermercado tenemos la opción de comprar todo lo queremos, que si un kilo de frijol, que si un kilo de tomate, que si un kilo de judías pero y si hubiera un desastre natural que todo lo extinguiría ¿qué haríamos?

Esta fue la pregunta que inquieto en 1986 a idear la construcción de un bunker que albergaría todas las semillas del mundo, dicho proyecto no se materializo hasta el 2007, el gobierno de Noruega lo financio al completo con lo cual es el propietario del mismo.

El banco se encuentra ubicado en la isla de Spitsbergen, aquí se receptan y se conservan semillas  de todas las variedades con la finalidad de preservar el suministro ante una posible amenaza natural o humana.

Se encuentra a 130 metros sobre el nivel del mar y a 120 de profundidad, cuenta con tres enormes cámaras  cuya temperatura es menor a 18 grados, su capacidad es para 4.5 millones de semillas, de momento hay guardadas más de 1000 mil variedades de 231 países.  

Latinoamérica, la expendedora fértil ha donado millares de semillas de papa, maíz, frijol, trigo, arroz, batata dulce originaria del nuevo continente.

El aislamiento y la capa de hielo que congela permanentemente el exterior de esta caja acorazada son las mayores armas de conservación de este sitio, a pesar de que Noruega es el propietario del lugar, cada país donante es el único responsable de lo que va aportando.

La creación de este banco es una mirada al futuro debido al panorama actual ya que se ha reducido en 75% la producción agrícola, lo cual manifiesta la escasez de material genético para restaurar la agricultura ante un desastre.

El capital aportado por el país anfitrión para la construcción de esta bóveda fue de 12 millones de euros, el mantenimiento y los costes operación corren bajo el pago del Global Crop Diversity Trust que es un consejo de capital mixto del cual algunos países participantes son Reino Unido, Australia, Brasil, Colombia, India y Etiopía.  

Bill Gates junto con la Fundación Rockefeller, Monsanto Corporation, Syngenta Foundation han demostrado mucho interés en el banco de semillas, tanto que han aportado más de 25 millones de euros, su inversión no solo está enfocada a la bioconservacion sino también a tener la total hegemonía del mercado agrícola, en un futuro, este banco de semillas será utilizado por los cultivadores e investigadores de plantas, y da la casualidad de que los principales distribuidores son Monsanto, DuPont, Syngenta y Dow Chemical, los gigantes globales de las patentes de plantas OGM.  

Un ejemplo de ello es que Monsanto y el gobierno de los EE.UU manejan desde 2007 los derechos de patentes mundiales de la planta “Terminator”  que es un grupo de tecnologías que restringen el uso de la semilla comercial patentada a través de la muerte de la misma después de cada cosecha, lo cual obliga a los agricultores a volver cada año a proveedores como Monsanto para conseguir nuevos simientes, creando así un comercio que gira en torno a pocas empresas frente a mucha demanda.

Escrito por K.Q.G
Derechos Reservados

4 comentarios:

  1. No conocía el banco de semillas y por un lado me encanta la idea por otro... me echa para atrás. Me gusta la idea de conservar alimentos y semillas para cultivarlos por si el día de mañana las condiciones del planeta y los campos no son los mejores, pero la idea de que cada país sólo tenga acceso a lo que ha aportado me parece que, si llegado el momento hay que hacer uso de ese banco es muy posible que haya problemas y guerras... :(
    Aún así, nunca es tarde para aprender cosas nuevas!
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  2. No tenía ni idea... pero la idea es genial, nadie sabe lo que nos depara el futuro no? haha saludos nena.
    Viri Villarreal | ❤

    ResponderEliminar
  3. No tenia ni la menor idea de esto, y nunca me puse a pensar....
    Es bueno que se vaya pensado de a poco en el futuro eso es muy bueno :)
    Besos

    ResponderEliminar