Páginas vistas en total

miércoles, 22 de abril de 2015

EL FELIX DE LA VIDA

Un día en el alto de una montaña me encontré con un poblador que pasaba cargado con un montón de paja al hombro y me apeteció preguntarle que era una buena vida para él y me contesto " jugar a tirar piedras con mi hna Laura en el rio, y seguí mi interrogatorio cuestionándole que sería una buena vida para Laura y me dijo " ponerse el vestido de los domingos" y para tus padres " que yo traiga dinero a casa" 

Con esa última respuesta seguí mi camino y me di cuenta que para cada persona el contexto de buena vida era diferente, de repente recordé que había leído en un libro de una terapeuta coreana Insoo King Berg que para ella la buena vida era contribuir a que la existencia de los demás fuera mas feliz, podía haberse quedado en una opinión personal pero lo cierto es que los estudios realizados y mi propia experiencia personal le dan la razón.

Todavía recuerdo con emoción una mañana que fui al cajero a pagar el arriendo y vi a un viejecito desarrapado tomando el halo de luz que dejaba el sol, una mañana fría de invierno.

Corrí a casa desesperada prepare un termo de café, recogí unas cuantas cosas que tenía en una caja para venderlas y compre la barra más cara de pan de toda mi vida y apresuradamente fui al sitio donde vi al abuelo, y allí seguía él, sentí en mi cuerpo una sensación inexplicable de felicidad, cuando le di todas las cosas que había recogido para dárselas, aunque el rostro del abuelo no fue de una felicidad apabullante, mi alma recibió un premio mayor que provenía de un estado emocional muy fuerte llamado felicidad. De hecho creo que este estado emocional está lejos del hedonismo y el egoísmo feroz porque por naturaleza lo que nos hace felices es dar y no recibir.


ESCRITO POR K.Q.G
derechos reservados

1 comentario:

  1. Con el riesgo de parecer inmaduro lo voy a decir claramente: me niego a ver la maldad en las personas y creo que hay muchísima más belleza que oscuridad en cada ser humano. He tenido la suerte de conocer personas increíbles, personas hermosas y buenas, carismáticas, impresionantes que han entrado en mi vida y la han cambiado para siempre. Me han enseñado a darlo siempre todo sin esperar nada a cambio, me han mostrado como mirar la parte positiva en cada situación y me han animado a buscar el sol en el cielo nublado.

    ResponderEliminar